jueves, febrero 21, 2008


Vida y muerte danzando a su alrededor, reflejando en cada instante la gratuidad de la existencia; sólo queda modelar el tiempo con el barro inasible de la esperanza-pensaba- mientras veía, desde la ventana indiscreta, una pareja de tórtolas en su afán por construir el nido urgente que cobije su continuidad. Una semana había transcurrido desde que tuvo noticias de aquel padecimiento invencible que socavaba el cuerpo de su sobrina y, hasta ese momento, no encontraba que decirse, para decir, más allá de aquel universo de palabras que nos sirven de recaudo contra el paso seguro y concreto de una vida en su tránsito hacia el no-ser; pequeñas ramas, plumas, iba y traía el tórtolo; ahora todo tenía demasiado sentido, y ninguno a la vez.

6 comentarios:

Fox dijo...

Sorry. Look please here

XIGGIX dijo...

No, gracias, los virus me indigestan...
Visitantes, no vayan a hacer click en "here"... :)

Margot dijo...

Reconozco esa sensación de tener y no tener ningún sentido nada... una ambivalencia que cuesta cargar sobre los hombres cuando nos llega.

Un abrazo, Xiggix!

Tenos dijo...

This comment has been removed because it linked to malicious content. Learn more.

XIGGIX dijo...

ups!, parece que me contagie de una plaga de virus, eh, tenos...

XIGGIX dijo...

mmm, jajaja, Marga, ¿Lapsus feministus?
Un besote, Mujer!!